Recetas saludables y fáciles con limón sin semillas

Recetas saludables y fáciles con limón sin semillas

Hoy nos sumergimos en el maravilloso mundo de la cocina para compartir contigo formas saludables y sencillas de utilizar el limón en tus recetas, más concretamente el limón sin semillas que nos encanta por lo práctico y sabroso que es.

Prepárate para dar rienda suelta a tu creatividad culinaria y sorprender a tus papilas gustativas con estas recetas irresistibles y sencillas.

En las recetas tendrás los ingredientes, pero no especificaremos las cantidades porque son recetas fáciles que puedes adaptar a tu gusto, nosotros compartimos contigo la base para que tú crees maravillas con ellas.

¡Vamos a verlas!

1. Salmón al Limón sin Semillas:

Ingredientes:

  • Filetes de salmón
  • Limones sin semillas, cortados en rodajas finas
  • Aceite de oliva
  • Ajo picado
  • Sal y pimienta al gusto

Instrucciones:

Coloca los filetes de salmón en una bandeja para horno y cubre cada filete con rodajas finas de limón sin semillas. 

Mezcla el aceite de oliva, el ajo picado, la sal y la pimienta en un tazón y vierte la mezcla sobre el salmón. Hornéalo hasta que esté dorado y jugoso. 

Te recomendamos que precalientes el horno antes de meter la bandeja con el salmón. 

¡El limón sin semillas le dará un toque fresco y cítrico perfecto para realzar el sabor del salmón!

Acompaña este plato con unas verduras que puedes hacer al horno también, no te arrepentirás.

2. Ensalada de Quinoa y Limón:

Ingredientes:

  • Quinoa cocida
  • Pepino, tomate y aguacate en cubos
  • Limón sin semillas (zumo y ralladura)
  • Albahaca fresca picada
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta al gusto

Instrucciones:

Mezcla la quinoa cocida con el pepino, el tomate y el aguacate partido en cubos. 

En un tazón aparte, mezcla el zumo y la ralladura de limón sin semillas con aceite de oliva, albahaca picada, sal y pimienta. Vierte esta vinagreta sobre la ensalada y revuelve. ¡Una explosión de frescura y sabor en cada bocado!

Si te gusta la quinoa, este se va a convertir en uno de tus platos comodín. Verás cómo el toque a limón sin semillas marca toda la diferencia.

3. Limonada de Frambuesa con Toque de Menta:

Ingredientes:

  • Limones sin semillas (zumo)
  • Frambuesas frescas
  • Menta fresca
  • Azúcar o edulcorante al gusto
  • Agua y hielo

Instrucciones:

Prepara una limonada tradicional mezclando el zumo del limón sin semillas con agua y azúcar al gusto. 

Añade las frambuesas frescas y hojas de menta a la mezcla y refrigera la limonada durante unos minutos para intensificar los sabores.

Nosotros te recomendamos que al menos lo guardes durante media hora en el frigorífico, aunque cuanto más se enfríe, mejor.

No olvides servirla con hielo para que sea lo más refrescante posible.

4. Pollo al Limón sin Semillas con Hierbas Frescas:

Ingredientes:

  • Pechugas de pollo
  • Limones sin semillas (zumo y rodajas)
  • Romero fresco
  • Tomillo fresco
  • Ajo picado
  • Sal y pimienta al gusto

Instrucciones:

Sazona las pechugas de pollo con sal, pimienta, ajo picado y hierbas frescas. Rocía con zumo de limón sin semillas y coloca rodajas de limón sobre el pollo. 

Hornéalo hasta que esté dorado y completamente cocido. 

¡El resultado será un plato jugoso con un toque cítrico y aromático con el que te chuparás los dedos!

5. Tarta de Limón sin Semillas y Merengue:

Ingredientes:

  • Masa para tarta
  • Limones sin semillas (zumo y ralladura)
  • Azúcar
  • Huevos
  • Merengue (puedes usar merengue comprado o prepararlo tú mismo)

Instrucciones:

Forra un molde para tarta con la masa y hornéala. Mezcla el zumo y la ralladura de un limón sin semillas con azúcar y huevos. 

Vierte esta mezcla sobre la masa pre-horneada y continúa horneando hasta que la mezcla se cuaje. 

Cuando veas que la mezcla está más firme y cuajada, saca la tarta del horno y deja que se enfríe.

Una vez enfriada, cubre la tarta con merengue y gratina en el horno hasta que esté dorado. 

Una tarta de limón sin semillas con un toque dulce y ácido, perfecta para cualquier comida en familia.

Usar el limón en la cocina

Estos son solo algunos ejemplos de cómo puedes empezar a usar el limón en la cocina, pero como ves, estas recetas son solo el comienzo de las infinitas posibilidades que nos ofrece el limón.

Nosotros preferimos usar el limón sin semillas porque es más cómodo de usar, en este otro post te hablamos más en profundidad sobre las ventajas del limón sin semillas.

Exprime la creatividad y deja que el limón sin semillas sea la estrella de tus creaciones culinarias. ¡Buen provecho!

Compartir noticia en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *